¿Armagedón? ¡3, 2, 1, Boom!

Feliz día ante todo. Es bien sabido que por ahí rondan todo tipo de predicciones catastróficas acerca del futuro cercano, y sobre todo con respecto al año 2012, que según la tribu nativo americana “Hoppi” será un año de gigantesco cambio para la humanidad, al igual que para los mayas, egipcios, y hasta para el profeta Nostradamus.

Ok. Quiero decir ahora y en esta carta que todo esto es verdad.

¿Cómo?

¡Sí! ¡Verdad!

¿Pero cómo se come eso?

Bueno… Resulta que hace poco tuve la suerte de ver un programa en el bien conocido canal DISCOVERY (que me ayudó a esclarecer ciertos datos que no había conseguido antes), y para mi sorpresa, las predicciones apocalípticas podrían ser verdad; Pero se debe más a algo simple como la lógica que ha algo destinado a ser.

¡Que con que se come eso te dije!

Ok, ok… Según el programa de DISCOVERY “Tierra de Humanos”, las personas que tienen más o menos cuarenta y cinco a cincuenta años nacieron en un mundo en el que habitaban 3000 millones de personas, y a la fecha la cifra a duplicado la cantidad a unos asombrosos 6000 millones –más o menos- y la cifra sigue en aumento según la base de datos de las naciones unidas y sus estudios, de los que están a cargo un gran número de personas capacitadas en matemáticas estadísticas.

¿Ósea que las naciones unidas tiene registro de todas las personas del mundo?

¡YES!

Y no solo eso, sino que desde la década de los sesentas, cada persona que nace o muere, ha sido registrada y se encuentra en su base de datos, por lo tanto, las predicciones de crecimiento poblacional a nivel mundial de las naciones unidas es un estudio sumamente acertado e impresionante.

-¿Aja, y que pasa con eso?

-¡Exacto!

Lo que pasa con eso es que: ¿Usted sabe cuánto puede ofrecer la tierra en cuestión de agua y alimentos para nosotros los seres humanos?

Bueno… Yo tampoco.

Pero quien si sabe, es un Doctor, antropólogo, biólogo y humanista comprometido con el medio ambiente: Vamos a llamarlo, el señor Merlín:

¿Por qué lo vamos a llamar Merlín?

1: No me acuerdo de su nombre pero pueden verlo en el video que voy a poner más abajo para su provecho.

2: Porque me parece que este señor es un mago Merlín al realizar los siguientes estudios.

El señor aplicó un estudio estadístico que utilizan los biólogos para calcular la capacidad que tiene una porción de tierra para sostener a un cierto número de especímenes de una especie y la aplicó en nosotros los humanos.

Se calcula la cantidad de energía, comida, agua y otros factores y se divide entre sus habitantes. Las porciones de espacio las dividió en hectáreas globales –o algo así- y le asigno un número equitativo de personas. Claro está que también realizó un cálculo preciso de cada país en el mundo, así como de cada continente para comparar las cifras y obtener un resultado más o menos preciso sobre la situación actual y sobre el pronóstico a futuro.

-¡AJA! ¿Asustado?

Bueno; lo que las cifras indicaron es que para dentro de cuatro años, la tierra tendrá que albergar a 9000 mil millones de habitantes, eso quiere decir que tendrá que producir un excedente de comida superior al que es capaz de producir, y lo más alarmante tiene que ver con el recurso renovable más preciado: El agua.

El científico encargado de conducir el programa afirma que en estos momentos, 1000 millones de personas no reciben agua potable y que otros mil millones de personas sufren de racionamientos ocasionados por la situación en su lugar de residencia con respecto al calentamiento global y a la demanda creciente del preciado liquido por la cifra creciente de habitantes.

(El señor mostró en el programa una serie de diapositivas tomadas desde el espacio de lagos gigantescos ahora secos en su mayoría, ósea que el efecto ya es visible desde el espacio exterior)

El científico explica que más del 70% del agua se utiliza para el cultivo, y lo demás se desperdicia por nuestro estilo de vida inclinado al consumismo.

Ustedes dirán: ¿Ahora este es socialista? (socialismo no es eso… Busquen el diccionario)

¡Para nada! Sino que no somos consientes de cuanta energía y agua consumimos y damos por sentado, al igual que no sabemos el alcance y la importancia que tienen estos factores en nuestras vidas. Por ejemplo:

Según el científico, para fabricar un refresco pequeño del que tanto nos gusta ingerir cuando tenemos sed necesitamos 150 litros de agua. Para la cerveza casi el doble, igual para la ropa que usamos, los objetos que utilizamos en nuestro día a día, y cada cosa que tenemos en nuestras vidas.

Ahora, deduzcan ustedes cuánta agua hemos consumido solo por el hecho de existir, y más aun por el hecho de estar acostumbrados a llevar cierto tren de vida.

¿Cuál es la solución a todo esto?

El científico dice que debemos realizar un cambio en nuestra conciencia y evaluar una forma en la que podemos ayudar a reducir la cantidad de agua que utilizamos, la cantidad de energía, etc.… Esto quiere decir que debemos ayudar a que la cifra de humanos que habitan el planeta no crezca de la manera en que lo hace, por lo tanto debemos ayudar con el control de la natalidad.

¿Es muy complicado todo esto?

Lo sé, lo sé… No soy hipócrita. A mí me cuesta mucho regenerar mi tren de vida, pero después de razonar todo esto, parece que si no lo hacemos, simplemente no seguirá existiendo ningún tipo de tren. Así que si queremos que nuestros hijos tengan una vida digna, y queremos evitar una gran guerra mundial por comida y agua, y queremos seguir viviendo en un mundo verde y con animales, en el cual nosotros también tengamos derecho a respirar, debemos hacer algo. Así sea una lista que nos exija un esfuerzo mental para enumerar las formas en las que podemos ahorrar todos estos recursos.

¿No les suena todo esto a lo de “Tierra y agua” del emisario que visita a Leónidas en 300?

El Dalái Lama ha dicho que la mayoría de nosotros contamos con una mente sagaz, y si somos capaces de esforzarnos en encontrar la solución a nuestro problemas personales, nos maravillaríamos con nuestra propia capacidad.

También es importante decir –aunque lo haya dejado para el final- que los gobiernos mundiales están cometiendo el error garrafal de tratar el problema en vez de asimilarlo.

¿Qué con que se come esa arepa?

Bueno: Si tratamos un problema como lo estamos haciendo, inconscientemente atribuimos el problema a algo ajeno a nosotros, cuando de hecho, debemos abrazar el problema desde el primer momento en el que tuvimos conocimiento de él. Esto quiere decir que debemos evaluar el mismo en cada una de las decisiones de las agendas gubernamentales y evaluar en qué manera ayuda o perjudica a nuestra actual situación cualquier decisión que tomemos de ahora en adelante.

Se sigue tratando el problema por separado, y no hay ninguna señal reactiva en la conducta de nuestros gobernantes ni en sus palabras ni en sus gestos con respecto a la situación de alarma.

¿Cómo es que no se acaba de entender que la cuenta regresiva para la muerte masiva de millones de personas es de este momento a cuarenta años?

Nostradamus, los Hoppi, los mayas, los egipcios: ¡Bullshit!

Esta entrada fue publicada en Opinion, Rumores, Voctor. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s